Contenido

Eccema atópico - Eccema de contacto

El eccema de contacto es una reacción alérgica que provoca una irritación localizada de la piel. Esta enfermedad inflamatoria se produce cuando la piel entra en contacto con una sustancia alergénica que debe evitarse en la medida de lo posible. Existen soluciones para proteger la piel de la hipersensibilidad y la inflamación.

av_eczema-psoriasis_eczema-de-contact_mains_1x1_v1

Eccema de contacto: ¿Cuáles son los síntomas? 

Cuando se produce un eccema de contacto, los síntomas varían de un paciente a otro. Pero en todos los casos el primer signo es el eritema (enrojecimiento) a veces seguido de edema (hinchazón). A continuación, aparecen vesículas (pequeñas ampollas) y supuración debida a la rotura de las ampollas. En los párpados, el rostro y los genitales, la piel se hincha y se enrojece. El eccema de contacto es especialmente intenso en las manos y los pies debido a la fricción habitual. Los brotes no dejan cicatrices, a menos que la piel permanezca en contacto con la sustancia alergénica. En este caso, el eccema se vuelve crónico: la piel se engrosa y se agrieta. 

 

CONSEJOS ESPECIALIZADOS

«En caso de lesiones recurrentes y con picor en el rostro o en las manos, puede tratarse de un eccema de contacto, por lo que habrá que consultar a un dermatólogo».

 

Esta sensibilidad cutánea está causada por las sustancias alergénicas de nuestro entorno:

  • Sustancias alergénicas: compuestos metálicos (níquel), compuestos químicos de la ropa (tinte, cuero, etc.), conservantes (cosméticos, pinturas, líquidos de lavado), cremas antibióticas y antihistamínicas, bálsamo del Perú, apósitos adhesivos, plantas, látex, etc.
  • Fotoalérgenos que desencadenan el eccema de contacto con la exposición al sol: medicamentos (antibióticos, diuréticos, ansiolíticos), ciertas aplicaciones contra las infecciones fúngicas del cabello, las uñas y la piel, perfumes y aceites, cremas solares y productos de higiene.
av_eczema-psoriasis_allergenes_1x1_v1

Una reacción en dos etapas

La reacción epidérmica del eccema de contacto tiene lugar en dos fases:

La fase de sensibilización. 

Puede durar desde unos días hasta unos años. La sustancia alergénica penetra en la piel, que se vuelve sensible. En respuesta, el sistema inmunitario se activa: no aparecen síntomas, pero las células han estado expuestas al alérgeno.

La fase de revelación.

La piel se encuentra con la sustancia alergénica por segunda vez. Cuando el sistema inmunitario se activa, los síntomas no tardan en aparecer. La alergia comienza en el punto de contacto y se extiende. El eccema de contacto se produce entre 24 y 48 horas después de la exposición.

CONSEJOS ESPECIALIZADOS

El tobillo, el rostro... ¿cómo encontrar al culpable? 

El eccema de contacto puede aparecer en varias partes del cuerpo en los días siguientes a la exposición al alérgeno.
El eccema de contacto en la muñeca, el lóbulo de la oreja o el vientre es típico de una reacción al níquel (que se encuentra, a pesar de su prohibición en Europa, en joyas, relojes y botones). En las manos, suelen intervenir los conservantes de los productos de higiene o cosméticos. En el cuerpo, el alérgeno puede encontrarse en los detergentes líquidos. En los pies, los componentes (formaldehído, pegamento, goma, látex, etc.) de los zapatos suelen ser la causa de la reacción. Para el rostro, puedes buscar fragancias y conservantes que se encuentran en las cremas y el maquillaje. En los genitales, el eccema de contacto suele provenir de los preservativos (látex) o de las cremas depilatorias.

av_xeracalm_lipid-replenishing-cleansing-oil_5_post_3282770146790_hd

 

Buenas prácticas para calmar el eccema de contacto

La mejor manera de evitar el eccema de contacto es eliminar la sustancia alergénica. 

Para aliviar tu piel y protegerla de la sequedad, utiliza productos ultra-ricos sin jabón. Una crema emoliente varias veces al día mantiene un buen nivel de hidratación y reconstruye la barrera cutánea.

De la misma gama

Nuestras soluciones para proteger la piel de la inflamación

Productos de Eau Thermale Avène diseñados para aliviar el eccema de contacto

Xeracalm A.D. Aceite limpiador relipidizante

Xeracalm A.D. Aceite limpiador relipidizante

Nutre, Calma, Limpia

Agua termal de Avène Spray

Agua termal de Avène Spray

Calma, Restaura la barrera cutánea

Xeracalm A.D. Bálsamo relipidizante

Xeracalm A.D. Bálsamo relipidizante

Nutre, Calma, Hidrata

XeraCalm A.D. Concentrado calmante

XeraCalm A.D. Concentrado calmante

Nutre, Calma, Refacción

Volver al principio